¿Quiénes Somos?

Desde 1952 Fenoplastica ofrece soluciones eficientes de iluminación técnica en un mercado global para aplicaciones de interior y exterior.

Gran Experiencia en el Sector

Con más de 70 años en la industria, el traslado de la sede a una factoría de nueva generación, permite iniciar una nueva etapa de crecimiento y proyección hacia un futuro mejor. Con la intención constante de proporcionar calidad, servicio e innovación, en el año 2019 consolidamos el grupo con la integración de Novovent.

El diferencial de Grupo Fenoplástica es el diseño, la fabricación, distribución y venta de productos y soluciones bajo parámetros exigentes que contribuyan a satisfacer las necesidades del cliente y la sociedad en general.

Nuestro departamento de I+D trabaja en la búsqueda de nuevas tendencias y aplicaciones de tecnología avanzada, ofreciendo una amplia gama de artículos en iluminación industrial y solar, material eléctrico y ventilación.

Nuestros Valores

Nuestro compromiso es desarrollar luminarias y ventilación que contribuya a crear espacios eficientes, de calidad y funcionales. En Grupo FNP trabajamos con materiales, proveedores y certificados que ayudan a la mejora del entorno medioambiental y social.  En este sentido FNP group tiene la ISO14001 de Medio Ambiente y la ISO9001 sobre procesos de calidad.

Además, contamos con la certificación C2C “Cradle to Cradle”, una ecoetiqueta multiatributo encargada de evaluar las características de los componentes de nuestras familias de ventilación, en especial los Recu-Novos (Recuperadores de Calor) y ventilación axial.

Esta se trata de una certificación promovida por la Consultoría de Economía Circular Eco Intelligent Growth basada en los principios Cradle to Cradle. Este concepto propone un nuevo diseño de productos y procesos, dentro de un sistema que adopta una estrategia para impulsar el cambio más allá de la ecoeficiencia.

“Cradle to Cradle” cuya traducción corresponde a respetar un sistema de productos y procesos “de la cuna a la cuna”, surge en contraposición del ya acuñado “Cradle to the Grave” (“de la cuna a la tumba”) propio de los procesos de producción y consumo que carecen de perspectiva medioambiental.

La marca Cradle to Cradle (C2C) certifica como ecoeficientes aquellos productos que han tenido en cuenta no sólo la función de vida útil del mismo, sino también aquello para lo que se destina después.